viernes, 19 de noviembre de 2010

El peligro de los falsos recuerdos, trabajo frecuente de psicoterapeutas gestalt

Fuente:http://es.wikipedia.org/wiki/Regresi%C3%B3n_de_edad_%28en_terapia%29#Cr.C3.ADtica_y_falsos_recuerdos

Os dejamos un fragmento de Regresiones de edad de Wikipedia, donde se hace referencia a los peligros de los falsos recuerdos y su dudosa efectividad debido a que la memoria es un proceso dinámico y se basa en percepciones subjetivas:

(...)
Crítica y falsos recuerdos

En los años 80 y 90 se inauguró, sobre todo en EEUU, Gran Bretaña y Australia, un verdadero enfrentamiento entre “expertos”, defendiendo posiciones contrarias, con respecto a la bondad o no de las regresiones. En años más recientes la discusión se ha hecho aún más polémica y ha despertado el interés de grandes medios de comunicación internacionales debido a la presentación de nuevos casos judiciales.[40]

Una serie de factores han sustentado esta controversia, pero dos de ellos coparon los medios de comunicación:

En primer lugar, la gran cantidad de casos sobre supuestos abusos sexuales en la infancia que surgieron en sesiones de algunas terapias regresivas. Supuestos abusos sexuales que en muchos casos acabaron en los tribunales de justicia. Incluso, de ello derivó la creación del Síndrome de falsa memoria o falsos recuerdos. Las personas afectadas por este síndrome fundamentalmente describían casos de supuestos abusos sexuales. Se critica que la Terapia de la Memoria recuperada (TRM)(en:Recovered memory therapy), cuyo objetivo es que el paciente recupere la consciencia del recuerdo de antiguos traumas sexuales y de recuerdos corporales reprimidos podría provocar justamente lo contrario: inducir la instalación de falsos recuerdos en la memoria del paciente.[41]



El segundo factor desencadenante, fue la publicación del libro Communión: A true story de Whitley Strieber,[42] seguido de otro escrito por el psiquiatra y profesor de la Universidad de Havard, Jhon E. Mack, Abduction: Human Encounters with Aliens.[43] En ambos casos se hablaba de abducciones, supuestos casos de contactos más o menos traumáticos con extraterrestres, y que salieron a la luz en sesiones regresivas.[44]

Ambos sucesos, más la propia controversia académica, desencadenó lo que se llamó “guerra de los recuerdos” o “debate de los falsos recuerdos”, y que se reprodujo tanto en tribunales, en artículos y libros como en los grandes medios de comunicación. Durante un tiempo, en algunos países, sobre todo anglosajones, los datos aportados en regresiones podían ser considerados pruebas en los tribunales de justicia, siempre y cuando el terapeuta tuviera un título oficial. Pero a raíz de varios casos en los que se probó la falsedad de aquellos datos (en general supuestos abusos sexuales) y el escándalo siguiente, se desestimó la aportación de dichas pruebas, retirándose en muchos estados de EEUU y quedando en otros, en Gran Bretaña y en Australia como una fuente mas de información a corroborar, y usándose además con muchas precauciones.[45]

El “debate de los falsos recuerdos” giró en torno a tres cuestiones fundamentales, que hoy siguen totalmente vigentes:

* Los recuerdos traumáticos pueden estar encerrados y sería posible encontrar una forma de recuperarlos.[46] [47] Pero no siempre puede probarse que salgan a la luz tal como ocurrieron los hechos en su día. La memoria es un proceso dinámico y se basa en percepciones subjetivas. A causa de esa naturaleza subjetiva y sugestionable, también se pueden modificar los recuerdos, sea con intención o no. Igualmente puede alterarse por el paso del tiempo, dado que constantemente surgen nuevas experiencias que pueden afectar a las anteriores, así como salir disfrazados mediante símbolos y arquetipos.[48] [49] [50] “Sin pruebas objetivas que corroboren un recuerdo no hay tecnología conocida para determinar su veracidad”.[51]

* Las mismas técnicas empleadas en la búsqueda, localización y recuperación de los recuerdos, pueden contaminar o distorsionar tales recuerdos.[52] Incluso dichas técnicas podrían ser perjudiciales en algunos casos. Por ejemplo, algunos terapeutas de Rebirthing en USA, han tenido problemas con la justicia por la utilización de sus técnicas. El caso más conocido, dada la repercusión mediática mundial, es el de Candace Elizabeth Newmaker(en:Candace Newmaker), niña de 10 años que murió en el año 2000 por asfixia, en el transcurso de una sesión.[53]

* Los terapeutas o incluso los mismos pacientes, pueden crear falsos recuerdos, dado que estos han demostrado ser muy receptivos a la influencia externa o interna, es la llamada “confabulación”.[54] El terapeuta, puede generar por sugestión indebida un recuerdo. Un problema con todos los métodos que incluyen imaginación guiada es que el terapeuta puede favorecer el desarrollo de fantasías que no son tomadas como tales, ni por el cliente ni por el terapeuta. Y el mismo paciente, también inconscientemente debido a la carga emocional a la que está sometido, puede distorsionarlos, modificarlos e incluso crear nuevos recuerdos.[55] [56] [57]

Algunas de las especialidades mencionadas, tratan de resolver estos problemas con diferentes métodos. En general deben pasar por evitar, en lo posible, las sugestiones directas, las preguntas orientadas, la imposición por parte del terapeuta de sus propias creencias, transformar los símbolos y arquetipos que puedan aparecer, no dar por cierto todo aquello que cuente el paciente en primera instancia, etc.

Pero algunas de estas terapias, están imbuidas por fuertes creencias metafísicas y filosóficas, que en última instancia pueden condicionar a los mismos terapeutas, a los pacientes y por tanto la práctica misma de tales terapias.

(...)

8 comentarios:

  1. A un Terapeuta Gestalt de da igual que la película que se monta el paciente sea real o una fantasía. Al final el paciente es el que toma las decisiones para su vida inducidas por el terapeuta. Las consecuencias de las decisiones que se tomen por acudir a terapia solo son responsabilidad del paciente y el terapeuta se lava las manos por todo lo que traiga esas decisiones. La Gestalt es inducir a un cambio a bien o a mal.

    ResponderEliminar
  2. Cuando vamos a un cirujano exigimos una garantía de éxito y una compensación en caso de negligencia. Los terapeutas Gestalt cobran todo lo que hacen lo hagan bien o mal en muchos casos son personas sin titulación en psicología. Se trata de una nueva modalidad terapéutica en la que a pesar del alto coste, no hay responsabilidad en el caso de un mal resultado. El que pierde siempre será el paciente. Cuidado con este tipo de practicas de manipulación psicológica.

    ResponderEliminar
  3. En octubre de 2010 por necesidad personal me recomendaron un Supuesto Psicólogo Gestalt en la ciudad de Calpe , todo empezó muy bien , se presto muy atento, ya que uno de los temas era que tenia problemas con mi marido , un día me sugirió que le diera a mi marido que asistiera a unas cesiones , a lo que accedió, solo duró 2 visitas , y a partir de ahí, pudo sacar la suficiente información para comenzar a intentar ligar con migo, realmente me sentía muy bien, ya que cada vez que me exponía , me llevaba a un estado de angustia, el cuál me hacia llorar , --sigue

    ResponderEliminar
  4. y de inmediato se pasaba para mi lado hasta que me abrazaba y con el tiempo empezó a acariciarme , hasta que nos vezamos , termine acostándome con el , antes por momentos me hablaba de mi marido,y me dejaba caer algo de su relación con su mujer, como que no estaba bien, o que solo era sin importancia,llegue a enamorarme de el hasta que me di cuenta de que realmente me estaba manipulando mis sentimientos para sacar provecho propio y abusar de mi. deje de asistir, me dijo que el también se sentía atraído fuertemente asia mi y que cuando quisiera volviera. me manda e-email con cosas indirectas, pero una vez por semana mas o menos recibo algo , le he pedido que no me envié mas pero continua , pero no me pone nada directamente a mi persona , -sigue

    ResponderEliminar
  5. solo me enviá e-email con pps, etc. he cambiado de terapeuta, una Mujer, le conté el caso, y me sugiere que lo denuncie, aunque sabe que es muy difícil probar algo , ya que es la palabra de el contra la miá-
    he estado averiguando, y conocí a dos chicas mas que fueron a este supuesto terapeuta y pasaron casi por lo mismo, pero no quieren decir nada porque tienen familia .Simplemente y como no puedo decir mas datos, para que lo tengan en cuenta y quien lea esto tome precauciones, su nombre es Juan ...espero que sirva para que quienes necesiten apoyo no se dejen engañar por este sin verguenza que casi me destroza la vida.por suerte ya estoy arreglando mi vida con mi marido.
    gracias a todos
    Merche

    ResponderEliminar
  6. Señores psicólogos que paráis por aquí:

    Poco a poco van saliendo más victimas de la terapia Gestalt.
    Esto no es ningún montaje ni conspiración. Me inquieta comprobar que el problema Gestalt llega mas lejos de lo que yo conocía. ¿Hay algún psicólogo por aquí?

    ResponderEliminar
  7. ¿Acaso nadie conoce ningún caso de médicos negligentes, policías y políticos corruptos, reyes con hijos bastardos, mecánicos o banqueros estafadores?
    ¿por qué creéis que esta profesión iba a estar libre de malos profesionales, o acaso suponéis que son dioses?
    Un piscoterapeuta es humano o como tal... los hay buenos y malos. No juzguéis la terapía solo evaluad al terapeuta.
    Decidme que profesión teneís y os contaré algún caso malo de vuestra profesión. Amas de casa, de todas clase hay, albañiles, abogados, vendedores...
    En el fondo no es la profesión, son los profesionales individualmente.
    Pero realmente os invito a que indiquéis cada uno vuestra profesión y me contéis que pasaría si preguntasemos al mundo sobre vuestra profesión. ¿creeís que no encontraríamos a nadie que hubiese tenido alguna mala experiencia?.
    Hasta la iglesia tiene de todo.
    Gracias por permitirme dar mi opinión.

    ResponderEliminar
  8. No me parece nada malo prevenir sobre lo que de verdad es la Gestalt. Para mi se trata de una técnica de reprogramación sectaria disfrazada de cursillo de autoconocimiento. Solo con esto me da igual que haya buenos profesionales o malos. Los métodos de coacción que se utilizan son a nivel emocional tan fuertes e idénticos a cualquier secta. Me puedes decir que solo se usan para hacer el bien y todo el mundo sabe que el bien es muy relativo. La verdad tiene que estar siempre por delante y no utilizar reclamos engañosos. Estoy de acuerdo que en todas las profesiones hay malos profesionales pero en la Gestalt se habla de conocerse y se utiliza casi la tortura emocional. Cualquiera incluso tu puedes comprender que hay perfiles concretos psiquiátricos que se pueden poner muy malitos con esta comida de coco. Tampoco comprendo como se puede machacar tanto a las personas por métodos sectarios y luego darse cuenta de algo. Tendemos ha echar la culpa a los demás y a proyectar nuestros problemas. Una persona trastornada por tanto experimento emocional se da cuenta. Por favor donde habéis estudiado y devolver el título de psicólogo en el caso de que lo tengáis.

    ¿Hay algún profesional y con sentido común por aquí?

    ResponderEliminar